14 ene. 2011

EL NUEVO ARMARIO DE INTERNET

 La alianza entre Internet y el mundo de la moda da sus frutos y a estas alturas ya son pocos los que no utilizan este medio para aumentar las ventas. El hecho de poder comprar a través de la red prendas de diferentes firmas se considera una evolución natural del mercado de la moda. Y es que no sólo se trata de comprar haciendo un par de clicks. El marketing digital ofrece nuevas experiencias que nos involucran más con la marca como clientes. Una de las grandes ventajas del shopping online es sin lugar a duda los looks que ofrecen las diferentes marcas y que pueden incitarnos a comprar la camisa, el cardigan y los zapatos que combinan con el pantalón que en principio únicamente queríamos adquirir.

Pero no sólo las ofertas y las promociones son las ventajas que han acabado de convencer a los clientes que navegan con el ratón en una mano y la tarjeta de crédito en la otra. Otra de las grandes ventajas para muchos es la comodidad, tanto en horarios como en el hecho de que no hace falta moverse de casa, y ya sabemos que vivir sólo no es un problema gracias a las redes sociales, que nos permiten comentar la jugada con quien queramos. Finalmente, la libertad geográfica que nos proporciona este servicio nos permite comprar la prenda que queramos allí donde se encuentra.

Las principales dudas que surgen respecto a decidir salir a la calle y pasar la tarde comprando o quedarse en casa y hacerlo frente al ordenador siguen siendo la desconfianza en que la talla sea o no la adecuada. Algunas páginas presentan una guía de tallas y otras ofrecen un probador virtual que no convence mucho al comprador novato. El consejo, llegados a este punto, es conocer bien la tienda en la que se compra, para que sea más difícil equivocarse. Aun y así la política de devolución de muchas marcas nos facilita mucho el poder realizar este tipo de compras con más seguridad.

Sin embargo y aunque la sombra de la duda sobrevuele alguna cabeza la compra de ropa online se multiplicó por cinco en el primer trimestre de 2010. Teniendo en cuenta que no se han contabilizado los datos de cadenas tan populares como Zara, Springfield, Desigual o Bimba&Lola por hacer su entrada en esto de la venta por Internet en la segunda mitad del año pasado, muchas cadenas están acelerando la creación de sus tiendas de moda online.

Ahora sólo queda ver ¿quién preferirá navegar a pasear durante estas rebajas?

Lluís Rodríguez Lago


No hay comentarios: